• Sáb. Sep 11th, 2021

El pasado turbio del marido de Arancha Sánchez Vicario

Mar 30, 2021
El marido de Arancha Sánchez Vicario

Para las personas ajenas al entorno de Arancha Sánchez Vicario es un tipo que se casó con ella, para otros, un caza fortunas sin escrúpulos. Así hablan sobre el marido de Arancha Sánchez Vicario.

Sin duda la ex tenista ha sido su víctima más reciente y famosa. ¿Quién tendría una relación con un sujeto a sabiendas que allá por dónde pasa no crece la hierba? Literalmente se podía decir dejaba una huella de muerte (literal) y destrucción por las deudas de miles de euros que acumulaba.

El entorno de Arantxa desconfiaba de Santacana prácticamente desde el primer minuto, de manera que no les pilló desprevenidos el divorcio. Así pues, antes del enlace con Sánchez Vicario encargaron un informe a la agencia de detectives más famosa de Barcelona y de España: Método 3.

Deudas y acreedores

Según recoge La Vanguardia, muchas deudas de Santacana siguen vigentes. Y todas las deudas del todavía marido de Arancha Sánchez Vicario son de carácter inmobiliario. El sistema que usó, que se sepa, por lo menos dos veces fue el mismo: entrega de señal que se entrega para que el vendedor no venda el inmueble a otra persona, disolución del contrato y un adelanto que no vuelve a la cuenta bancaria original. ¿La clave? Nada a su nombre.

Estas son las víctimas que recoge La Vanguardia

Ex novia endeudada

Santacana Nuria Jiménez no guarda buen recuerdo de Santacana y tiene razones para ello. Nuria declaraba a Vanity Fair: “Perdimos la casa en que vivíamos, un dúplex que compramos en 2004, por sus deudas. Tiempo después, supe que él lo recompró mediante una sociedad en una subasta. Y no solo eso. Tengo mi apartamento embargado por préstamos personales suyos que yo avalé en su día como mi pareja que era. Resultado: hoy no puedo tener tarjetas de crédito porque los bancos no me las dan… “ añadiendo además “No me extraña que los padres de ella desconfiaran. Yo estoy convencida de que empezó con Arantxa por su dinero”.

Quitándose de enmedio

Después de cortar la relación con Nuria Jiménez, trabajó en el mundo de las subastas. Trabajó con un prestamista muy conocido en Barcelona, José Guindulain, que terminó quitándose la vida de un disparo. ¿Motivo? La impotencia de no poder saldar el reguero de deudas de miles de euros que Santacana había dejado.

Un italiano

Mauro Benardi, una deuda de 65.000 euros por los que denunció a Santacana. Falleció en una sumido en una profunda depresión. La técnica que usó con Benardi es la que se describe unas líneas más arriba, en el apartado “Deudas y acreedores”.

Ingeniero industrial y profesor universitario

No se le nombra por petición a La Vanguardia, con una deuda de 40.000. Utilizó la misma técnica que con Benardi.

Santiago C.

Fue amigo y socio de Santacana antes de su relación con Arantxa, con una deuda de 23.000 euros. El por entonces, futuro marido de Arantxa Sánchez Vicario le prometió resolverlo después de la luna de miel pero todavía está esperando.

Sumamente escurridizo

El marido de Arancha Sánchez Vicario 2

Si Josep Santacana pudiera identificarse con un animal, sin duda sería la anguila. Conoce los vacíos legales y demás tejemanejes para evadir deudas y responsabilidades. ¿Sus herramientas? El silencio administrativo y no tener nada a su nombre

¿Cómo se puede embargar y poner al corriente de pagos y deudas a un sujeto que no tiene nada a su nombre ni un salario, ya que no tiene trabajo reconocido.

Capitulaciones matrimoniales

Josep se negó a firmar las capitulaciones prematrimoniales que exigían los padres. Simplemente se negó y Arantxa tampoco se lo exigió, quizás cegada por sus ansias de formar una familia cuanto antes y olvidar a su primer marido.

En dicho acuerdo, el futuro marido renunciaría a todo derecho sobre la fortuna de Arantxa y también no involucrarse para participar en cualquier decisión sobre la gestión del patrimonio e inversiones ya existentes antes del enlace.

Seguro que si Arantxa Sánchez Vicario, a día de hoy tras múltiples problemas legales, se lamenta de haber cedido ante la negativa de su, por el momento, marido, de firmar las capitulaciones impuestas por los padres.

Luz al final del túnel

Por el momento, aunque está claro que su todavía marido recurrirá ante el Tribunal Supremo, todo indica salvo que ocurra lo contrario, que se dictará lo mismo que la Audiencia Provincial de Barcelona. Así que, habrá que comenzar un proceso de divorcio nuevo, desde cero en Miami. Esto se debe a que por ahora, según la Audiencia Provincial de Barcelona, no tiene competencia para seguir, por lo que el divorcio se deberá realizar en Estados Unidos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *